galeria: 7 cambios humildes que hizo el Papa Francisco en el Vaticano



Enlaces patrocinados






El Papa Francisco I es un ejemplo a seguir como persona. Él ha roto con todos los lujos y excesos que los dirigentes de la iglesia acostumbraban. Donde sus antecesores tenían oro, él tiene madera o plata. El Papa es una persona humilde, es un servidor de Dios y eso es lo que quiere demostrar, no le interesa la apariencia ni los lujos. 

Estos son 7 cambios que Francisco I hizo en el Vaticano y en la apariencia del Papa. 

1.- Cambió el trono de oro por una silla de madera


El Papa dice que él es el discípulo de un carpintero, de José y del propio Jesús, y que no es necesario un trono de millones de dólares para representar a Dios en la tierra. Este fue uno de los primeros cambios que hizo al iniciar su periodo. 

2.- La estola bordada con oro 


El Papa Francisco I no es alguien que quiere aparentar lujos o verse como una persona de poder. El Papa se quitó la estola con bordados de oro, característica de su antecesor. El viste como lo haría cualquier padre de cualquier iglesia. 

3.- La cruz 


Todos los Papas, cuando toman posesión de su mandato, se hacen  una cruz. Mientras la mayoría la pide de oro con incrustaciones de diamante, Francisco I la pidió de plata. 

4.- Los zapatos rojos


Desde el imperio romano y los primero Papas, el rojo simbolizaba poder y fuerza, por lo que solo personas autorizadas podían usarlo. Entre esas personas estaban los reyes y el Papa. Esta tradición siguió hasta Benedicto XVI y la rompió el actual Papa Francisco I, diciendo que él no representa poder ni lo quiere, solo quiere servir a la humanidad y a Dios. 

5.- El anillo de pescador


Todos han tenido un anillo de oro y con una gran cantidad de piedras preciosas. Francisco I mandó a hacer uno de plata. Este anillo se llama así por Pedro el apóstol, quien era pescador. 

6.- Su vestimenta 


El protocolo de cualquier sacerdote dice que debe de usar pantalón negro, y así lo hace Francisco I. No usa ropa lujosa ni ostentosa debajo de sus hábitos y túnica.

7.- La alfombra roja bajo su silla  


Así como quitó el trono de oro que tenía y puso una silla de madera, así quitó la alfombra roja que cubría las escaleras. Dijo que no había necesidad de una alfombra roja como las de los artistas, pues él no era uno. 


Recomendados