Lo que Nicky Jam le regaló al niño que encontró las llaves de su auto conmovió a todo un país



Enlaces patrocinados






En el mundo del espectáculo existen un sin fin de historias de éxito, chicos que al comenzar su carrera, tenían que pasar por penurias y poco a poco lograron salir adelante hasta convertirse en lo que son ahora. Aunque muchas veces pensamos que su fama se dio de la noche a la mañana, la realidad es otra.



Hemos visto la infinidad de lujos que se dan estas celebridades: coches de último modelo, ropa de diseñador, joyas finas y vacaciones en lugares paradisíacos. Y aunque algunos llevan una vida menos ostentosa a pesar de las ganancias millonarias, existen otros con un estilo de vida que nos puede parecer excesivo. 

Un ejemplo de una vida llena de lujos en exceso es Nicky Jam, un famoso reggaetonero, quien tras años de lucha y esfuerzo, logró llegar a la cima y hoy es considerado uno de los cantantes mejor pagados de este género. Entre sus excéntricos gustos, su última compra fue un Lamborghini del año en color negro, su favorito. Pero lamentablemente perdió las llaves de su costoso vehículo. 


Lo que pasó a continuación, sorprendió completamente al cantante pues un niño que se encontraba pidiendo limosna, vio las llaves en el suelo, y sin pedir nada a cambio, las tomó y se las devolvió a su legítimo dueño. Nicky quedó conmovido por el acto tan noble, pero lo que más le impresionó fue la humildad e inocencia del pequeño, pues no pidió nada a cambio. Pero aunque el niño hizo aquella acción de corazón, Nicky le dijo agradecido: “Un auto se paga con otro auto”. 



Entonces, el cantante decidió regalarle al niño un Jeep del año, aunque sabía que no podría manejarlo, sabía que el valor del coche serviría para mejorar su vida de una manera impresionante, ya no tendría que pedir limosna para poder comer. El niño recibió algo bueno por haber actuado con valores, sin duda los que menos tienen siempre terminan enseñándonos grandes lecciones. Afortunadamente su buen corazón y su honestidad fueron recompensados.


Recomendados